Home » Noticias » Coloca un pelo en su plato para no pagar la cuenta y la pillan ‘in fraganti’

Coloca un pelo en su plato para no pagar la cuenta y la pillan ‘in fraganti’

style=”color: #c9c8cd; font-family: Arial, sans-serif; font-size: 14px; font-style: normal; font-weight: normal; line-height: 17px; text-decoration: none;”
Pero, ¿qué pasó realmente? Después de que la clienta amenazara al camarero con hundir al restaurante si no se le regalaba el precio del menú, finalmente fue ella quien salió peor parada. Cómo podéis ver, ella misma echa el pelo en su plato, lo remueve y reclama al camarero…” Mirad lo que nosotros, y otros trabajadores de la restauración, tenemos que aguantar. Como si de un vídeoarbitraje se tratase, el restaurante italiano publicó en Instagram una grabación de las cámaras de seguridad donde se veía a dos mujeres disfrutando de su cena y, en un momento dado, a una de ellas pasarse la mano por el recogido de su melena. Trabajamos duro cada día para darle la mejor experiencia a nuestros clientes y te encuentras gente como esta que decide hacernos chantaje por un pelo en su comida. El vídeo que publicaron en Instagram se acompaña de un texto que reza: “El cliente siempre tiene razón, ¿eh?

target=”_blank”>
style=”color: #c9c8cd; font-family: Arial, sans-serif; font-size: 14px; line-height: 17px; margin-bottom: 0; margin-top: 8px; overflow: hidden; padding: 8px 7px; text-align: center; text-overflow: ellipsis; white-space: nowrap;”>

Además el restaurante subrayaba en el mensaje que su acompañante no era un hombre, sino una mujer, a diferencia de lo que ella escribía en su crítica de TripAdvisor. Sin embargo, el portal web permitió la publicación. A sabiendas de sus intenciones, el restaurante anunció aquella misma noche al sitio web que un usuario les había hecho chantaje (lo cual va en contra de la política de TripAdvisor). Actualmente, la crítica ya ha sido retirada, pero el restaurante está planteándose demandarlos por difamación. Pero aquí no acaba la historia. Pero eso ya es otro capítulo.
La clienta denunció en Tripadvisor que fue la peor experiencia jamás vivida
“Trabajamos duro cada día para darle la mejor experiencia a nuestros clientes y te encuentras gente como esta”
Hace apenas unas semanas el restaurante italiano Casa Nostra, en la ciudad australiana de Brisbane, se encontró con un imprevisto. Añade que después de protestar enérgicamente al camarero, éste se defendió negando que el pelo hubiese salido de la cocina y alegando que era de su acompañante, “cuyo pelo no era tan largo como el encontrado”, escribía la mujer. Al parecer, según explicaba, mientras disfrutaba de una cena romántica con su novio encontró un pelo en el plato. Una clienta cabreada escribía una crítica en TripAdvisor en la que calificaba su última visita al local como “la peor experiencia jamás vivida”.